25.3.08

Cobardía




Tuve miedo al mirarte.
Subí las escaleras y entré en tus ojos. Detrás del espejo encontré un laberinto de pasillos. No supe hacia donde ir. Todas las puertas estaban cerradas. Presentía que detrás de cada una de ellas, se escondía un secreto, un rencor , un animal.
No fui capaz de abrir ninguna de tus puertas. Me rendí por cobarde. Salí despacito de tus ojos, sin atreverme a mirar atrás.

6 comentarios:

El último peatón dijo...

No mires a los ojos de la gente... era un himno de la celebérrima Movida de los 80.
Pero lo peor de los ojos no es que mientan, sino que oculten horribles verdades o inquietantes puertas cerradas como las que mencionas.
Un guiño peatonal.

King Goodman dijo...

hay que ser capaz de abrir las puertas, por qué si no, no se pueden cerrar
K.

King Goodman dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
letras de arena dijo...

Último peatón, es cierto que esas horribles verdades ocultas nos machacan, pero aún es peor reconocer en nuestros propios ojos la cobardía que nos impide enfrentarnos a ellas.
King, tan sabio como siempre ,tienes mucha razón.

Gracias por vuestros comentarios.

Las3Musas dijo...

Detrás de esa puerta está la verdad. La respiración animal, el ser vivo.
Muy buen texto.

besos
musa

Vigo dijo...

Sí, sin duda este texto podría apropiármelo y hacerlo mío. Precioso!!!

¿Cómo hiciste el collage? Se de algún programa que hace cosas parecidas, pero no recuerdo ninguno tan preciso para que te salga una composición semegante (ni el doctor Barraquer opera con tanta precisión!)

Hay un precioso verso de César Pavese que dice aquello de:
"vendrá la muerte y tendrá tus ojos". A mí siempre me ha encantado.

Besos