31.12.08

FELIZ 2009 con relojes de arena que no hacen tanto ruido




"El caballero, la Muerte y el Diablo" de Durero, de la colección de grabados alemanes de la Biblioteca Nacional de España

( En varios grabados de este pintor aparece el reloj de arena, tétrico medidor del tiempo)



Llega el último día del año y hay que apresurarse a terminar cosas que quedaban por completar para este año 2008. Cosas en las que fundamentar los nuevos proyectos que siempre se desean en estas fechas. Ni apuntarse al gimnasio, ni aprender idiomas, ni proponerse dejar de fumar, lo que deseo es seguir escribiendo y leyendo todo lo que pueda también en el 2009. Es un deseo que formulo también para todos mis lectores. Feliz 2009 lleno de letras.
El pasado viernes 21 de noviembre de este año que termina, mi buen amigo Peatón me propuso participar en lo que se denomina un “meme”, alegando principalmente que le hacía gracia y que podía servirme para actualizar el blog que tengo un poco abandonado. Éste, entre otros es mi proyecto para el último día. Para ello debo incluir las normas como si esto fuera un manual de instrucciones:
1. Incluir un vínculo a la página de la persona que te invita a memear y poner estas normas en el blog propio.

2. Compartir 7 hechos sobre uno mismo en el blog, algunos al azar, otros curiosos.

3. Invitar a 7 personas al final de esta entrada, dejando sus nombres y los enlaces a sus blogs.

4. Hacerles saber que han sido invitados dejando un comentario en sus blogs.

5. Si no tienes 7 amigos, o si alguno ya fue invitado por otro, entonces busca a algún extraño insospechado.


El tema que elijo es algo extraño pero la verdad que me he divertido bastante buscando datos y perdiéndome en la red buscando páginas que me sirvieran.
Por si no lo sabéis, no soy Letras de Arena por casualidad. Hace mucho tiempo que comencé a coleccionar arenas del mundo, de playas, del desierto o guardadas en sitios tales como por ejemplo un reloj de arena. Y éste es el tema de mi meme, los relojes de arena. He encontrado una serie de curiosidades, 7 en concreto que sólo han hecho que abrir puertas a mi curiosidad y que dejo entreabiertas para que vosotros entréis en ellas.




1. Reloj de arena de Borges:



Está bien que se mida con la dura


Sombra que una columna en el estío


Arroja o con el agua de aquel río


En que Heráclito vio nuestra locura




El tiempo, ya que al tiempo y al destino


Se parecen los dos: la imponderable


Sombra diurna y el curso irrevocable


Del agua que prosigue su camino.




Está bien, pero el tiempo en los desiertos


Otra substancia halló, suave y pesada,


Que parece haber sido imaginada


Para medir el tiempo de los muertos.




Surge así el alegórico instrumento


De los grabados de los diccionarios,


La pieza que los grises anticuarios


Relegarán al mundo ceniciento




Del alfil desparejo, de la espada


Inerme, del borroso telescopio,


Del sándalo mordido por el opio


Del polvo, del azar y de la nada.




¿Quién no se ha demorado ante el severo


Y tétrico instrumento que acompaña


En la diestra del dios a la guadaña


Y cuyas líneas repitió Durero?




Por el ápice abierto el cono inverso


Deja caer la cautelosa arena,


Oro gradual que se desprende y llena


El cóncavo cristal de su universo.




Hay un agrado en observar la arcana


Arena que resbala y que declina


Y, a punto de caer, se arremolina


Con una prisa que es del todo humana.




La arena de los ciclos es la misma


E infinita es la historia de la arena;


Así, bajo tus dichas o tu pena,


La invulnerable eternidad se abisma.




No se detiene nunca la caída


Yo me desangro, no el cristal.


El rito De decantar la arena es infinito


Y con la arena se nos va la vida.




En los minutos de la arena creo


Sentir el tiempo cósmico: la historia


Que encierra en sus espejos la memoria


O que ha disuelto el mágico Leteo.




El pilar de humo y el pilar de fuego,


Cartago y Roma y su apretada guerra,


Simón Mago, los siete pies de tierra


Que el rey sajón ofrece al rey noruego,




Todo lo arrastra y pierde este incansable


Hilo sutil de arena numerosa.


No he de salvarme yo, fortuita cosa


De tiempo, que es materia deleznable.





3. Nebulosa Reloj de Arena




4. Reloj de arena digital




5. Lámpara reloj de arena


6. Reloj de arena con diamantes


7. El libro “reloj de arena” de Ernest Jünger, Tusquets 1998.


Mis invitados para que continúen esta cadena memera son:












4 comentarios:

Neus dijo...

¡Feliz año!
Soy poco dada a los memes y con tu permiso, me abstendré, pero te agradezco igual que me hayas incluído. Un abrazo. Neus

El último peatón dijo...

Bienvenida al 2009.
Creo que al año que viene, para innovar, propondré que tomemos las uvas con reloj de arena, o sea, una por cada grano (también se aceptaría su equivalente líquido, es decir, mamarse una botella de vino del tirón).
Besos.

letras de arena dijo...

Neus, te entiendo perfectamente, es un placer incluirte. Un saludo y muy feliz Año Nuevo.
Peatón, me parece que lo de la botella de vino es mejor opción que los granos de arena que debe ser bastante indigesta, cuanto menos sequerona para tragar.
Un abrazo.

jazzcondelirium dijo...

te agradezco doblemente la inclusión de nuestro blog (jazzdelirium) y tús comentarios en el "viaje de las cosas raras"

yo aunque apenas te diga cosas te leo siempre en silencio, casi en secreto.

También quiero agradecerte lo acertado de tus enlaces a otros blogs, escogidos con muy buen criterio, por todo ello gracias y feliz año nuevo...
K.